Calvicie prematura en los Millennials I

Tiempo de Lectura: 2 minutos

La calvicie es una condición vinculada, tradicionalmente, con el paso de los años. Sin embargo, cada vez más Millennials,  jóvenes de entre 20 y 40 años de edad, están sufriendo por la pérdida del cabello de forma prematura.  Tal parece que la calvicie ha dejado de ser un asunto exclusivo de mayores de 40 años y que la aparición de la calvicie prematura en los Millennials es algo que seguiremos constatando.

Los Millennials también así lo perciben: en un estudio realizado por la Universidad Tsinghua en Beijing, en China, reveló que 60 por ciento de los 4,000 estudiantes consultados opinaron que habían notado un adelgazamiento considerable de su pelo, mientras que 40 por ciento afirmó que percibían que su línea de cabello estaba retrocediendo.

En México, se estima que 5 de cada 10 hombres y 3 de cada 10 mujeres, de entre 20 y 30 años, sufren calvicie (o alopecia androgenética), según el doctor Armando Medina Bojórquez, especialista en dermatología de la Facultad de Medicina de la UNAM.

Por fortuna, los Millennials parecen estar menos preocupados por la pérdida de cabello y más ocupados en solucionar el problema, pues ven la calvicie como algo que debe resolverse. A diferencia de sus padres y abuelos, los Millennials, mucho más propensos a aceptar los avances tecnológicos, tienen muy claro que la calvicie se puede solucionar de forma permanente con un microinjerto de cabello, razón por la cual cada vez más jóvenes de entre 20 y 40 años acuden a realizarse un injerto de pelo.

Así lo demuestran las estadísticas mundiales. De acuerdo con los datos más recientes de la International Society of Hair Restoration Surgery (ISHRS), de los microinjertos de cabello hechos en hombres durante 2019, casi la mitad, es decir 48.7 por ciento, fueron en jóvenes de entre 20 y 39 años, mientras que del total de los procedimientos realizados en mujeres, 41 por ciento fue en chicas ubicadas en ese mismo rango de edad.

En la próxima entrega estaremos comentando algunas de las posibles razones vinculadas a la calvicie prematura que están experimentando los Millennials.