Los chinos son quienes sufren menos de alopecia

Tiempo de Lectura: 2 minutos

En una entrega previa, platicábamos sobre el hecho de que los hombres mexicanos están entre los más calvos del mundo. En esta ocasión, contrariamente, platicaremos sobre el hecho de que los hombres asiáticos, en especial los chinos, son quienes menos sufren de alopecia.

A nivel mundial, la calvicie masculina afecta aproximadamente a 1 de cada 2 varones en alguna etapa de sus vidas. La genética es gran responsable de la alopecia y, por este motivo, precisamente, los hombres de origen asiático, particularmente los chinos, tendrían menos dihidrotestosterona (DHT), un derivado de la hormona masculina testosterona causante de la alopecia androgenética. La presencia de DHT acorta la fase de crecimiento del cabello y lo debilita gradualmente.

Los hombres asiáticos tendrían menores niveles de DHT porque tienen menos activa la enzima 5-alfa-reductasa —responsable de convertir la hormona masculina testosterona en DHT—  que se encuentra en el bulbo piloso del cabello, que está en la parte más profunda del folículo piloso y donde crecen los cabellos. Esta enzima tiene la labor de transformar la testosterona en dihidrotestosterona (DHT), misma que daña el bulbo piloso al causar su disminución de tamaño y, eventualmente, provoca la caída del cabello.

Además de beneficiarse por su genética, los hombres chinos, sobre todo en las partes rurales de China, la alimentación tan sana que acostumbran ayuda en gran medida a la preservación del cabello. Típicamente, la población china consume alimentos con muy bajas cantidades de azúcar y prácticamente nada de productos lácteos. Por el contrario, sus alimentos son abundantes en vegetales de forma cotidiana, entre los que destacan la lechuga, las acelgas, la espinaca, la col y diferentes tipos de algas, los cuales contienen nutrientes necesarios para mantener una salud capilar óptima.