Los efectos positivos de un microinjerto de cabello

Como hemos dicho en otra ocasión, los efectos psicológicos que causa la alopecia —o pérdida de cabello— incluyen depresión, ansiedad y fobia social. ¿Pero qué pasaría si recuperáramos ese cabello que hemos perdido? Por este motivo, ahora es turno, justamente, de abordar los efectos positivos que genera un microinjerto de cabello.

La percepción que tenemos de nuestro aspecto físico es fundamental para alimentar nuestra autoestima. Por consiguiente, cuando percibimos que nuestra apariencia se degrada, sea por el descubrimiento de manchas en la piel, la aparición de arrugas, el surgimiento de enfermedades o la caída del cabello, recibimos un golpe directo a nuestra autoestima.

Es por ello que la pérdida de cabello está ligada directamente con la autoestima. De acuerdo con una encuesta realizada en el año 2005 entre 729 hombres que declararon sufrir de alopecia (The psychosocial impact of hair loss among men: a multinational European study), 62 por ciento consideró que la pérdida de cabello podría afectar su autoestima, mientras que 70 por ciento dijo que el cabello es muy importante para nuestra imagen y 43 por ciento admitió que su calvicie había reducido su atractivo físico.

Dado este vínculo intrínseco entre cabello y autoestima, es válido deducir que si perder el pelo puede ocasionar consecuencias psicológicas tan negativas como las antes mencionadas, recuperar el cabello no solo eliminaría esos traumas, sino que además nos causaría una enorme satisfacción, ayudando así a nuestra autoestima enormemente.

"Desde que me realicé mi injerto de cabello en Eikona & Styl, mi vida cambió por completo, totalmente. Ahora me siento más alegre, más feliz, más seguro de mí mismo (…) Estoy muy feliz con mi nueva imagen"

Eduardo Amer - Actor

Como ejemplo de cómo un trasplante de cabello puede cambiar tu vida para bien, podemos usar el caso del actor mexicano Eduardo Amer, paciente de Eikona & Styl, quien se realizó en enero de 2019 un microimplante. Dice el actor: “Desde que me realicé mi injerto de cabello en Eikona & Styl, mi vida cambió por completo, totalmente. Ahora me siento más alegre, más feliz, más seguro de mí mismo (…) Estoy muy feliz con mi nueva imagen”.